SK8 The Infinity: Patinemos hasta el amanecer

Sk8TheInfinity_Virtual_Zone

Desde un deporte para chicos rebeldes hasta caricaturas que nos contaban las aventuras de un grupo de niños que vivían para ello; patinar o skateboarding ha llamado la atención de chicos y grandes de una u otra manera, ya sea que hayan sido de los que lo intentaron una vez y se rompieron un hueso o los que tuvieron que abandonarlo porque era “algo de delincuentes raros”.

Rocket_Power_1_Virtual_Zone

 

Hace unos meses, me paseaba por una aplicación totalmente legal (…) que uso para ver animación japonesa y sin querer, le había dado play a un anime que con sólo 12 episodios en su haber y ningún manga previo, resaltó por sobre otros con una trama simple y chill mostrando una variedad de interesantes y coloridos personajes.

Sk8 the infinity apareció con un boom el 10 de enero de nuestro segundo año de pandemia, dejándonos no sólo con un opening y un ending que representan perfectamente de lo que va la serie sino también con una interesante animación realizada por BONES, estudio que dio vida a las dos versiones de FullMetal Alchemist, Ouran High School Host Club, Mob Psycho 100, My Hero Academia y muchos animes más.

Bones_Studio_1_Virtual_Zone

 

La serie fue dirigida por Hiroko Utsumi (Banana Fish, Free! Eternal Summer) mientras que Ichiro Okouchi (Code Geass: Lelouch of the Rebellion, Kabaneri of the Iron Fortress) se encargó del guión. 

El diseño de personajes estuvo a cargo de Michinori Chiba (Basilisk, Mobile Suit Gundam: Iron-Blooded Orphans) y la música de la talentosa mente Ryō Takahashi (ACCA: 13-Territory Inspection Dept., Argonavis from BanG Dream!)

La popularidad de la serie fue tanta que ahora cuenta con dos adaptaciones a obras teatrales que fueron anunciadas el 4 de julio de 2021. Las funciones se llevarán a cabo en diciembre de 2021 y enero de 2022, respectivamente.

SK8_1_Virtual_Zone

 

Muchos dicen que se parece al anime Haikyu!!, pero no hay manera de compararlos porque no he visto la segunda, así que…

¿De qué va?

A gran escala, de chicos practicando skateboarding, ¿a profundidad? de la amistad por supuesto, de la obsesión, de la pasión, la entrega con trucos coloridos y asombrosos en patineta.

Algo así me pasaba cuando veía Beyblade (las primeras tres temporadas, no la demás basura); un anime que trata enteramente sobre un deporte del que nadie había hablado antes y es que sí, han existido personajes que practican skateboarding, pero nunca antes uno que fuera sobre skateboarding.

(Mientras disfrutas del artículo escucha su opening para entrar en el mood)

¿Por qué antes no había existido un anime así? ¿Será por el nivel de conocimiento que se requiere para que las técnicas sean creíbles? ¿La calidad de animación que debe existir para poder apreciar apropiadamente los movimientos en pantalla? 

Porque sí, los animadores no sólo debían pensar en los fabulosos y extravagantes trucos, sino también pensar en la colocación de los pies, la distribución del peso sobre la tabla y por supuesto la técnica. Claro que hay cosas irreales (duh!) pero lo suficientemente entretenidas como para seguir disfrutando la serie. 

Lo mejor es que a diferencia de otros animes, SK8 no es un mundo que gira completamente en torno al patinaje; la serie sigue su curso gracias a algunas personas poderosas y ricas a las que REALMENTE les gusta el patinaje que hace que las cosas sucedan. 

Es verdad que el único personaje femenino que tiene más de tres diálogos no tiene sentido ni desarrollo alguno, pero ¡Ey! tuvimos fanservice de los personajes masculinos. Una buena dosis de himbos y vínculos masculinos.

SK8_2_Virtual_Zone

 

Es verdad que el villano es un poco (mucho) creepy (dato curioso, su voz la realiza el mismo actor que hizo la voz de Dio en Jojo’s), pero puedo asegurar que ningún personaje es plano o se queda con algún estereotipo clásico del género; por ejemplo, el primer villano es un personaje llamado Shadow que aún con todo y su personaje de punk/KISS, no trata de ocultar su vida como florista por temor a arruinar su imagen. Sus trucos tienen nombres de flores, su teléfono una funda de flores y nadie dice absolutamente nada por su auto rosa con tulipanes por todas partes.

Eso es fantástico.

SK8_3_Virtual_Zone

 

Conforme va avanzando la trama se presenta el intenso arco emocional de Reki, el cual es muy bien llevado para ser un anime de deporte donde la mayoría de las situaciones se resuelven con entrenamiento intenso; su historia refleja a la perfección los momentos en los que nos encontramos con personas que resultan ser mucho mejores que nosotros en algo que amamos y la cereza del pastel es que a veces esas personas son nuestros propios amigos.

Un lapsus de tristeza en el que no sabemos si estamos perdiendo aquello que nos hizo pensar que éramos buenos y ahora nos sentimos insuficientes, se desvanece nuestra pasión y en los peores casos se pierde incluso la amistad.

Debo resaltar que este anime NO es yaoi o shonen ai, no hay relaciones confirmadas y sólo hay amistades masculinas heterosexuales con mucho subtexto (winkwink)….aunque todos sepamos que Reki y Langa son el uno para el otro, hasta tienen el rojo y azul, EL ROJO Y AZUL (quien no sepa la teoría del rojo y azul le hace falta ver más animación)

SK8_4_Virtual_Zone

 

Si eres fan de la nostalgia te recomiendo leer nuestro artículo sobre High Score, una serie documental sobre videojuegos.

No olvides usar el código jess en tu siguiente compra dentro de nuestra tienda.

Deja un comentario